Prevención de la legionella
Calidad del agua

Legionella

La Legionelosis es un término genérico que se utiliza para referirse a la enfermedad que causa la bacteria Legionella pneumophilla y otras del mismo género. Se presenta fundamentalmente en dos formas clínicas perfectamente diferenciadas:

Una neumonía que se conoce corno Enfermedad del Legionario.

Un cuadro de tipo gripal y carácter leve que se denomina Fiebre de Pontiac.

La primera descripción de una neumonía epidémica por Legionella pneumophila fue descrita en 1977 en una convención de la Legión Americana, que es una asociación tipo ONG, muy al uso Americano. Se produjo en Filadelfia en un hotel.
La enfermedad se produce con un periodo de incubación de 2 a 10 días, aparece como un cuadro gripal de fiebre malestar dolores musculares, tos, dificultad para respirar, puede asociarse a vómitos diarreas, nauseas, y dolor abdominal.

La fiebre de Pontiac está producida por la misma bacteria pero sin afectación pulmonar.

Desde su identificación inicial el 1977, se han descrito numerosos casos de la enfermedad del legionario en Canadá, EE.UU., Francia, Italia y España, entre otros países.

Un 15% de los casos puede llegar a ser mortal, y este porcentaje en una neumonía bacteriana en los años 2000 es muy elevado.

¿QUE ES LA LEGIONELLA?

La Legionella pneumophila es el agente causal de la legionelosis. Es una bacteria como el neumococo que causa la neumonía normal o el estafilococo que produce el acné.

Esta bacteria se halla ampliamente extendida en ambientes acuáticos naturales (ríos, lagos, aguas termales, etc.), encontrándose en ellos en pequeñas concentraciones, pudiendo sobrevivir en condiciones ambientales muy diversas. Para que su concentración aumente, entrañando riesgo para las personas, debe pasar a colonizar, fundamentalmente a través de las redes de distribución de agua potable, sistemas hídricos construidos por el hombre, como torres de refrigeración y sistemas de distribución de agua sanitaria, donde encuentra condiciones de temperatura idóneas para su multiplicación (25-45ºC), protección física y nutrientes apropiados.

¿COMO SE TRANSMITE?

La legionelosis se transmite por vía aérea. Es necesario inhalar el germen que el aire transporta dentro de muy pequeñas gotas de agua. Estas gotas provienen de los aerosoles (agua pulverizada) que emiten las torres de refrigeración, humectadores, aparatos de enfriamiento evaporativo, duchas, riegos, etc... cuando el agua que contienen está contaminada por la legionella.

En el caso de las torres de refrigeración, los aerosoles son lanzados al exterior, con la corriente de aire caliente que sale de aquéllas, y una vez en el exterior, cuando cesa el impulso con que fueron emitidas, las gotas de agua más pequeñas serán transportadas por el viento a mayor o menor distancia, dependiendo de las condiciones meteorológicas existentes en ese momento y de la ubicación de la torre, pudiendo ser transportadas fácilmente varios cientos de metros.

A partir de estas instalaciones la Legionella puede infectar a las personas si el agua es pulverizada en forma de aerosoles de manera que la bacteria pueda ser transportada por el aire en pequeñas gotas e inhalada por las personas. Es decir, la vía de transmisión de la Legionella es aérea y no se ha demostrado que exista riesgo alguno de enfermar al beber agua contaminada por Legionella.

En consecuencia serán instalaciones de riesgo en relación con la legionella todas aquellas que procurando condiciones de anidamiento adecuado para ésta, fundamentalmente agua estancada o retenida a temperatura de 25-45ºC y especialmente en presencia de suciedad, produzcan aerosoles que puedan ser inhalados por las personas. Por ello se recomienda hacer controles en torres de refrigeración, condensadores evaporativos. aparatos de enfriamiento evaporativo, humectadores, sistemas de distribución de agua caliente sanitaria, baños de burbujas, etc.

¿EN QUE LUGARES SURGE LA BACTERIA?

En general en las gotas de agua a una temperatura entre 20 y 40 ºC.
Torres de refrigeración de edificios para el aire acondicionado.
Sistemas de humidificación , comercial y doméstico.
Conducciones de agua caliente y fría.
Fuente públicas.
Otros sistemas de circulación de agua caliente-templada.

PREVENCIÓN

Mantenimiento de los sistemas de torres de refrigeración, lavado y esterilizado de los depósitos de agua 2 veces por año. Los depósitos domésticos de agua caliente deben de ser tratados igualmente. Los depósitos de agua al aire libre deben de ser revisados periódicamente
las instalaciones de agua caliente sanitaria y fría de consumo humano, debe realizarse una desinfeción anual..

Se comprende así la importancia de que las torres de refrigeración estén ubicadas en lugares estratégicos, es decir, lo más lejos posible de lugares frecuentados por las personas, de manera que las gotas de agua, que podrían alojar a estas bacterias, se depositen en el suelo o se evaporen ( muriendo entonces las bacterias) antes de llegar a ser inhaladas por las personas, o bien los aerosoles sean dispersados por e viento lo máximo posible, de modo que la cantidad de bacterias que pudieran existir en el aire inhalado fuera mínima y no entraña riesgos para la salud.

Las personas más susceptibles a la infección por Legionella son los ancianos, los fumadores, los afectados por bronquitis crónica, las personas transplantadas, inmunodeprimidos, o los que toman corticoides por diversas razones.

 

 

Kgest